Tablón de noticias

Una noche, en un sueño, cuenta Don Bosco, vio un gran barco sobre las olas del mar, que inmediatamente comprendió que era la Santa Iglesia. Estaba siendo atacado por todas partes por barcos enemigos que intentaban destruirlo y hundirlo. De las aguas del mar vio surgir dos altas columnas de mármol blanco: en la parte superior de una de ellas estaba Jesús la Hostia Eucarística, en la otra la figura de la Virgen Inmaculada. El barco se hizo atracar en las dos columnas con cuerdas, tanto a la derecha como a la izquierda. En cuanto se ata a las columnas, los barcos enemigos son alcanzados y todos se hunden.

¡¡¡La nave de la Iglesia está salvada!!!

En estos tiempos tormentosos que vivimos, la Santa Iglesia está siendo atacada y golpeada por enemigos externos e internos con la intención de destruirla. Me he sentido impulsado, para amarrar a la Iglesia de Cristo a estos dos pilares, a proponeros que recemos juntos las dos súplicas siguientes, para nuestra protección y defensa y la de todos los cristianos:

“Jesús Eucaristía, pan vivo y medicina de la inmortalidad: nuestra salvación eres tú”.

Unidos y acompañados cada día en la Santa Misa y la Comunión Eucarística.

 “Virgen Inmaculada, haznos amar a tu Hijo Jesús, nuestra salvación”.

Unidos y acompañados al rezo diario del Santo Rosario.

Por tanto, invito a todos los creyentes, hombres y mujeres, jóvenes y mayores, a recitar a menudo con el corazón, la mente y los labios, con verdadera fe, estas dos breves oraciones dirigidas a Jesús en la Eucaristía, a María Inmaculada, para que podamos obtener “la alegría de ser salvados”.

Este Mensaje dado en Tre Fontane por Nuestra Señora del Apocalipsis, me parece que une las dos invocaciones a Jesús Eucaristía y a María Inmaculada.

“El Verbo Dios, mi Hijo, en vista de su Venida a través de mí, me creó ya en la Salvación, para dar a Dios Hecho hombre, que es la Salvación”.

En el Señor Jesús,

Un pobre monje de la Santa Iglesia Católica Ortodoxa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *